• COLLARES DE LACTANCIA-ARCOIRIS-CHAKRAS

    Hace poco más de un año emprendí el proyecto de los COLLARES DE LACTANCIA, como la mayoría de las cosas en la vida, por azar y porque me llegó en el sitio y momento adecuados. Yo no sabía ni lo que eran y, al verlos, me parecieron preciosos, alegres, llamativos, juguetones y además hechos a mano, laboriosos y concienzudos. Me encantó la idea y me puse manos a la obra y, a día de hoy, puedo decir que este proyecto se ha convertido en el sustento del proyecto TRAPILLARTE, es sin lugar a dudas, mi PRODUCTO ESTRELLA y, como tal, no se merece menos que un homenaje y un pequeño reportaje. 
    Por los primeros días de empezar a elucubrar cómo hacer estas preciosidades y cómo tejer las bolas me llegó uno de mis primeros pedidos personalizados, la clienta me facilitó un papelito con el dibujo del collar y los colores de cada bola y como tenían que ir colocados exactamente, a mi, este proyecto me encantó y me pareció un gran reto para ser de mis primeros, el resultado se convirtió en el modelo ARCOIRIS que, por supuesto, tengo incorporado a mi colección de collares de lactancia . Otra de mis pasiones son el yoga y todo lo relacionado con el cuerpo y las emociones y trabajar para vivir en armonía contigo mismo y con el mundo que te rodea, desde hace algún tiempo hice el paralelismo del collar arcoiris con los chakras que al fin y al cabo están basados en los colores del arcoiris, un fenómeno natural de los más bellos que existen y que surgen como por arte de magia. En definitiva, somos eso, MAGIA, y estamos llenos de dones y de torpezas pero con ambas cosas somos lo que somos, únicos e irrepetibles al igual que cualquier objeto hecho a mano con esmero y dedicación, único e irrepetible. 
    Desde aquí, quiero dar las gracias a todos los que habéis adquirido un collar de lactancia desde que comenzó el proyecto, por confiar en mi y en trapillarte y que haga que cada día crezca un poco más, sin vosotros no sería posible. Hace unos días me llegaron mis dos primeros pedidos internacionales a Colombia, exactamente a Bogotá y a Londres, son esas pequeñas alegrías que hacen que una misma siga creyendo en su proyecto y en hasta donde se puede propagar, las opciones son ilimitadas, debemos estar ahí, presentes, con constancia y dedicación todo llega, a su ritmo, pero llega. No me queda más que deciros: CONFIAR y la vida os va poniendo las cosas en el camino. ¡CHALTUMAY¡
    Mi agradecimiento también a mi familia por apoyarme en mi proyecto y estar al otro lado, a mis amigas, a mis fieles clientas y a mis guías espirituales. Mi especial agradecimiento a Lola, sin ella quizá, a día de hoy no sabría lo que es un collar de lactancia y a Esther, de la tienda Bimba Boom Boom en Murcia donde comenzamos juntas el proyecto.
    Y para finalizar, os dejo también una interesante explicación de los colores relacionados con nuestros chakras y una foto del alegre collar de lactancia arcoiris.


     


    Violeta

    Este color representa la corona del cuerpo humano que se conoce como Sahasrara. Está ubicado en la cabeza y trabaja en el sistema nervioso y el cerebro. Representa el pensamiento puro. Además conecta con la conciencia infinita. Cuando este chakra se estimula ayuda a la comprensión espiritual. Piedras como el diamante y el cuarzo transparente generan efecto sobre este.



    Índigo
    Este chakra es conocido como Ajna y está ubicado en la parte superior de la cabeza, es decir en la frente. Es el chackra de la visión, de la expansión de la conciencia, la intuición y la integridad. Piedras como la de luna y la amatista colaboran con su apertura.

    Azul
    Este chakra se conoce como Visuddha y está situado en la garganta. Se vincula a partes del cuerpo como el cuello, las manos y los brazos. Está conectado con el habla y la audición, fomenta la comunicación espiritual. Las piedras preciosas que lo estimulan son las color turquesa, aguamarina y lapislázuli.

    Verde
    Este es el color del corazón, también conocido como Anahata. Está ubicado en el pecho. Estimula y mantiene la salud del corazón, los pulmones y el sistema circulatorio. Este chakra está muy vinculado con la empatía y la compasión por los demás, es el chakra donde habitan las emociones y desde donde tenemos que mirar hacia el mundo. Las piedras que ayudan a potenciar su función son las esmeraldas y el cuarzo rosa.

    Amarillo
    El color amarillo del chakra se ubica en el aparato digestivo y se vincula con la mayoría de órganos, pero principalmente con el sistema muscular, conocido como Manipura. Cuando este chakra llega a su máximo de funciones, ayuda a encontrar fuerza personal y logra alcanzar una a una las metas que te propongas. Piedras preciosas como el topacio y el jaspe amarillo son de gran ayuda.

    Naranja
    Se le conoce como Svadhisthana y está ubicado debajo del ombligo y muy cerca de los genitales, este chakra está relacionado con la sexualidad y la creación. Los corales, el jade y el jaspe son las piedras para estimular este chakra y en consecuencia el placer y la líbido. 

    Rojo
    Cuando hablamos del color rojo en los chakras nos referimos al Muladhara. Representa zonas como la columna vertebral. Este chakra es la fuente de conexión con la tierra y las energías universales, es el chakra donde habitamos. Cuando se estimula se reconoce en sentimientos de confianza, autoestima y pertenencia, para ello piedras preciosas como el rubí, el cuarzo ahumado y el ónix pueden resultar de maravilla.




    3 comentarios → COLLARES DE LACTANCIA-ARCOIRIS-CHAKRAS

    1. Donde se puede comprar?

    2. Hola, escríbeme un e-mail a info@trapillarte.net y te comento. Un saludo

    3. Hola, escríbeme un e-mail a info@trapillarte.net y te comento. Un saludo

    Publicar un comentario